Farmanews.com

Notas de Prensa  

Enfermedades Infecciosas. 06 de enero de 2012

Autoridades sanitarias en México aprueban el inhibidor de proteasa de MSD para el tratamiento del Virus de la Hepatitis C

Nuevas opciones de tratamiento podrían aumentar la oportunidad de curade los pacientes
• Es el primer avance para el tratamiento de la hepatitis C crónica que seaprueba en toda una década

Ciudad de México, 6 de enero de 2012.- La farmacéutica MSD en México anunció hoy que las autoridades sanitarias de nuestro país aprobaron el inhibidor de proteasa (boceprevir) de la compañía para el tratamiento de Hepatitis C, el cual forma parte de una nueva clase terapéutica llamada Antivirales de Acción Directa (AAD), que en combinación con la terapia estándar aumenta la posibilidad de cura para este padecimiento.

"Este es un día emocionante para los médicos y pacientes mexicanos, ya que somos testigos de la aprobación en México de uno de los primeros avances importantes para el tratamiento de la Hepatitis C crónica que es aprobado en una década", comentó el Dr. José Gregorio Quijada, Director Médico de MSD en México.

"Contar con un inhibidor de proteasa adicionado a la terapia estándar se traduce en la posibilidad de tener un tratamiento novedoso que eleva sustancialmente la tasa de curación de pacientes con Hepatitis C, la cual si no es tratada y erradicada, progresa a lo largo del tiempo a cirrosis, insuficiencia hepática y cáncer de hígado", expresó el representante de la Dirección Médica de la compañía.

En la actualidad, la terapia estándar de la hepatitis C es el uso combinado de dos medicamentos.1

En estudios clínicos, esta terapia estándar ha mostrado controlar la variante más frecuente (genotipo 1) del virus de la Hepatitis C únicamente en un 50%, mientras que en aquellas con genotipos menos comunes (2 y 3) del virus, la respuesta fue de hasta el 80%.2

En este marco, nuevos tratamientos para la hepatitis C se convierten en una imperiosa necesidad, en especial para el número creciente de pacientes que han recibido tratamiento sin mucho éxito y tienen daño hepático grave.3

Estudios clínicos publicados recientemente en la prestigiosa revista médica The New England Journal of Medicine han demostrado que la adición del inhibidor de proteasa a la terapia estándar aumentó el porcentaje de pacientes que respondieron al tratamiento, tanto en pacientes sin tratamiento previo,4 como en pacientes sin respuesta al tratamiento estándar.5

La aprobación en México de boceprevir tiene como antecedentes la autorización por parte de la FDA en Estados Unidos, así como de las autoridades sanitarias de la Unión Europea, ambas otorgadas en el segundo semestre de 2011.

El conocimiento del virus de la hepatitis C es relativamente reciente: fue identificado en 1989.6 Se transmite principalmente a través del contacto directo con la sangre,7 ya sea por el uso de jeringas no esterilizadas, a través de transfusiones de sangre no segura,8 al compartir objetos de aseo personal contaminados con sangre infectada (como rastrillos de afeitar o cepillos de dientes)9 o al tener relaciones sexuales sin protección con una persona con Hepatitis C.8

Hasta un 85% de las personas que contraen la infección por el virus de la hepatitis C desarrollará la forma crónica de la enfermedad.10 El problema es que en la mayoría de los casos la enfermedad se desarrolla de forma asintomática, dañando progresivamente el hígado sin que el paciente lo sepa9.

 Se estima que:

 

  • Entre el 60 y el 70% de los pacientes desarrollará enfermedad hepática crónica9.
  • Entre el 5 y el 20% de los pacientes padecerá cirrosis 9.
  • Entre el 1 y el 5% de los pacientes morirá por cirrosis o cáncer hepático9.

 

Hepatitis C en México

Se calcula que cada año en México, entre 7,000 y 9,000 personas infectadas con Hepatitis C son detectadas a través de los bancos de sangre, mientras que el 50% del total de mexicanos diagnosticados (139,829 casos, que representan únicamente 14% de la población infectada) fueron detectados en hospitales y por médicos entre 1994 y 2007.11

De acuerdo con estudios sobre la prevalencia de la Hepatitis C en México, se estima que entre el 1.2 y 1.8% de la población padece esta enfermedad, lo que se traduce en aproximadamente 1,500,000 personas.12 

Expertos recomiendan que la mejor maniobra de enfrentar a la hepatitis C es la educación de la población y del personal médico de primer nivel para que se detecten los pacientes en etapas tempranas de la infección.

Por lo anterior, sugieren la realización de una prueba de sangre de detección del virus en aquellas personas que cuentan con algún factor de riesgo como: haber recibido una transfusión de sangre o productos derivados de la misma (plasma, plaquetas, etc.) antes de 1992; haberse sometido a hemodiálisis, padecer hemofilia, haber usado drogas intravenosas, haber recibido inyecciones o punciones no seguras (perforaciones en el cuerpo (piercing), tatuajes, punción accidental con agujas contaminadas), ser hijo de una madre infectada con VHC y contacto sexual de riesgo (sin protección).

Acerca de MSD México

MSD trabaja para contribuir a que el mundo sea un lugar con mayor bienestar. A través de nuestros medicamentos, vacunas, terapias biológicas, productos para el consumidor y para uso animal, trabajamos con los clientes en más de 140 países para ofrecer soluciones innovadoras de salud. También demostramos nuestro compromiso para aumentar el acceso al cuidado de la salud a través de programas de largo plazo en que se donan y entregan nuestros productos a las personas que los necesitan. MSD. Estar Bien. Para más información, visite: www.msd.com.mx

Referencias:

1. Moradpour D, Penin F, y Rice M. Replication of hepatitis C Virus. Microbiology 2007:5:453-463.

2. Centers for Disease Control and Prevention (CDC). Hepatitis C FAQs for Health Professionals Disponible en: http://www.cdc.gov/hepatitis/HCV/HCVfaq.htm# Consultado el 20 de octubre del 2011.

3. Swan Tracy. Hepatitis C: New Treatments in the Pipeline. Treatment Action Group. 2008.

4. Poordad F, McCone J, Bacon BR, Savino B, Manns MP, Sulkowski MS, Jacobson IM, Reddy KR, Goodman ZD, Boparai N, DiNubile MJ, Sniukiene V, Brass CA, Albrecht JK y Bronowicki JP. Boceprevir for untreated chronic HCV genotype 1 infection. The New England Journal of Medicine 2011: 364: 1195-1206.

5. Bacon B, Stuart M. Gordon, M., Lawitz E, and cols. Boceprevir for previously treated chronic HCV genotype 1 infection. The New England Journal of Medicine 2011;364:1207-17.

6. Franciscus, Alan. HCV Education & Support: A brief history of Hepatitis C. HcspFACTsheet. VERSION 5.1. 2010.

7. Hepatitis B & C: Fast Facts. World Hepatitis Alliance. 2010.

8. Chronic Hepatitis C: Current Disease Management. National Digestive Disease Information Clearinghouse. Publication No. 07: 2006.

9. Centers for Disease Control and Prevention (CDC). Hepatitis C FAQs for the Public. Disponible en: http://www.cdc.gov/hepatitis/C/cFAQ.htm#overview Consultado el 20 de octubre de 2011.

10. Hepatitis C Publication No. 220400 Departamento de salud y recursos humanos de Estados Unidos. 2010.

11. Kershenobich D, Razavi H, Sánchez-Avila JF, Bessone F,. Coelho H, Dagher L ,. Gonc¸ales F.L., Quiroz J, Rodriguez-Perez F, Rosado B, Wallace C, Quiroz F. Trends and projections of hepatitis C virus epidemiology in Latin America. The Liver International. 2011: p.14.

12. Fundación Mexicana para la Salud Hepática. Hepatitis C. Disponible en: http://www.fundhepa.org.mx/hepatitis_c.cfm Consultado el 13 de octubre de 2011.

Subir  

Subir notas de prensa y convocatorias

Próximas convocatorias   


  • Día Mundial del Ictus
  • Fecha: 27 de noviembre de 2017
  • Lugar: Instituto de la Mujer y para la Igualdad de Oportunidades C/ Condesa de Venadito, 34. Madrid

Ver todas

Especialidades  

Busca notas de prensa por especialidad médica o enfermedad.



Ver todas

Archivo  

Busca notas de prensa por su fecha de edición.

  Selecciona el año


Copyright © 2017, Farmavet, S.L. Todos los derechos reservados.