Farmanews.com

Notas de Prensa  

Medicamento. 19 de julio de 2013
En la reunión para pacientes con eii en el hospital general de valencia,

Los medicamentos biológicos son seguros durante el embarazo en las pacientes con enfermedad inflamatoria intestinal

  • “El tratamiento con biológicos se deben mantener durante el embarazo, con la única excepción del tercer trimestre de gestación”, afirma la doctora Pilar Canelles Gamir
  • Las mujeres con enfermedad inflamatoria intestinal deben programar su embarazo en los períodos de remisión
  • La tendencia actual es adelantar la terapia con medicamentos biológicos, ya que puede evitar complicaciones y cirugía

Valencia, 19 de julio de 2013.- Con los objetivos de dar información sobre los aspectos más relevantes de su patología a los pacientes con enfermedad inflamatoria intestinal, de dar a éstos la oportunidad de establecer un coloquio en el que se solucionen sus dudas y de establecer una interrelación entre ellos y los especialistas, se celebró ayer por la tarde reunión de actualización en enfermedad inflamatoria intestinal (EII) organizada por el Hospital General de Valencia.

Las sesiones que compusieron esta reunión fueron impartidas por especialistas de distintas áreas, que conformaron el encuentro a través de diferentes temas, tales como los aspectos psicológicos en la enfermedad inflamatoria intestinal (EII), las manifestaciones extraintestinales en la EII, embarazo y lactancia y fármacos biológicos.

“Se trata de una reunión con la que ayudamos mucho a los pacientes, ya que, tanto la información como la resolución de dudas y la interrelación médico-paciente también forman una parte importante del  tratamiento”, asegura la doctora Pilar Canelles Gamir, del Hospital General Universitario de Valencia.

Embarazo y lactancia en la enfermedad inflamatoria intestinal

La enfermedad inflamatoria intestinal debuta por primera vez en personas cada vez jóvenes, que están o llegarán en un futuro a estar en edad reproductiva. El curso de esta enfermedad durante el embarazo está directamente relacionado con el grado de actividad de la misma en el momento de la concepción, es decir, cuando la concepción se produce en estado de remisión de ésta, el embarazo no tendrá, por regla general, complicaciones relacionadas con la EII.

Sin embargo, si la concepción se produce durante un brote activo de la enfermedad, el control será más difícil, aumentando el riesgo de complicaciones para la madre y el bebé durante el embarazo, ya que se ha descrito una mayor probabilidad de parto prematuro y retraso de crecimiento intrauterino y bajo peso al nacer. Por eso, es muy importante planificar la concepción e intentar que ésta se produzca en un período de remisión de la enfermedad. Además, la lactancia materna no afecta a la actividad de la enfermedad, por lo que no hay más riesgo de tener un brote en ese período y la mayor parte de terapias son totalmente compatibles con ella.

La doctora Canelles Gamir señala que, “lo más importante que una mujer con enfermedad inflamatoria intestinal debe tener en cuenta antes de concebir a su bebé es que, en la medida que ella esté mejor en el momento de inicio del embarazo, todo el proceso irá mejor. En general, tanto el embarazo, como el parto, como  el recién nacido, cursan sin complicaciones y las embarazadas no deben tener miedo”. Además, la doctora afirma que, “en el caso de tratarse de una paciente con EII, el embarazo debe ser programado, en la medida de lo posible, con el fin de dar el tratamiento adecuado y evitar la aparición de un brote durante el mismo”.

En relación a la medicación durante el embarazo, ésta se puede mantener en la mayoría de los casos. Según la doctora Canelles Gamir, “la mayoría de las medicaciones se deben mantener,  pero no todas. Si la indicación es adecuada, por ejemplo en el caso de los fármacos biológicos, éstos se deben mantener durante el embarazo, aunque quizás con la única excepción del tercer trimestre,  momento en que cada médico valorará el posible abandono del tratamiento hasta nueva orden”.

Mantenimiento y remisión de la enfermedad inflamatoria intestinal

Cuando el paciente crónico no cuenta con la información necesaria, tanto sobre su enfermedad como sobre los tratamientos, su modo de funcionamiento, sus efectos secundarios y las consecuencias de no cumplir correctamente el tratamiento, la adherencia se ve afectada. Por tanto, destaca la importancia de que los pacientes acepten su propia enfermedad, que entiendan el carácter crónico que ésta tiene y que estén bien informados, lo que mejorará, además de la adherencia, la relación con el médico.

Los medicamentos biológicos han supuesto una verdadera revolución en el arsenal terapéutico disponible para el tratamiento de la enfermedad inflamatoria intestinal. Así, la doctora Canelles Gamir concluye que, “en relación al mantenimiento y la remisión de la enfermedad inflamatoria intestinal, los biológicos ocupan un papel primordial dentro del arsenal terapéutico de ésta, con la tendencia actual a una utilización más temprana para evitar complicaciones y cirugía”.

Sobre la enfermedad inflamatoria intestinal (EII)

La enfermedad inflamatoria intestinal (EII) comprende la enfermedad de Crohn, la colitis ulcerosa y la colitis indeterminada. Son enfermedades inmunológicas, crónicas y discapacitantes poco conocidas, que causan un gran impacto psicológico, físico y social que afecta a la calidad de vida de los pacientes. En España, son diagnosticados cada año unos 2.000 nuevos casos de EII.

Subir  

Subir notas de prensa y convocatorias

Próximas convocatorias   


Ver todas

Especialidades  

Busca notas de prensa por especialidad médica o enfermedad.



Ver todas

Archivo  

Busca notas de prensa por su fecha de edición.

  Selecciona el año


Copyright © 2017, Farmavet, S.L. Todos los derechos reservados.