Farmanews.com

Notas de Prensa  

Enfermedad de Fabry. 23 de febrero de 2015
según un estudio presentado en la 11th annual worldsymposium celebrado en orlando (estados unidos)

Más del 62% de las mujeres con enfermedad de Fabry no reciben tratamiento

  • También se ha presentado el programa MAP Tool que permite realizar un seguimiento y evaluación de los pacientes con enfermedad de Gaucher tipo 1 y evaluar su respuesta al tratamiento de manera individualizada

Madrid, 23 de febrero de 2015. Durante la 11th Annual WORLDSymposium celebrado en Orlando (Estados Unidos), congreso que reúne los avances y logros a nivel internacional en torno a las enfermedades lisosomales y que se ha convertido en el encuentro más importante sobre esta temática en todo el mundo, la compañía biofarmacéutica Shire ha presentado dos estudios sobre dos de estas patologías: Epidemiological Assessment of Spanish Patients with Type 1 Gaucher Disease using the Therapeutic goals MAP tool  en enfermedad de Gaucher y Fabry Disease in Untreated Women with enzyme Replacement Therapy: Symptomatology and Clinical Profile en enfermedad de Fabry. 

Las enfermedades lisosomales (EL) son un grupo heterogéneo de más de 50 trastornos metabólicos hereditarios. La mayoría están causadas por una deficiencia o alteración de alguna enzima en el lisosoma, lo que provoca un cúmulo de macromoléculas que normalmente son degradadas en los lisosomas. Este exceso y depósito de sustancias tienen un efecto tóxico para ciertos tejidos y órganos dando origen a la enfermedad. Aunque individualmente son muy raras, en conjunto tienen una incidencia aproximada de 1/7700 nacidos vivos[1].

 

Therapeutic Goals MAP (Monitor, Action and Progress) Tool, técnica para seguimiento y control de pacientes con enfermedad de Gaucher tipo I 

La enfermedad de Gaucher tipo 1 es la enfermedad de depósito lisosomal más común causada. La heterogeneidad de sus manifestaciones clínicas, su gravedad y la variabilidad en la progresión de la enfermedad precisan de una valoración multisistémica e individual de todos los síntomas de la enfermedad para determinar la opción terapéutica más adecuada a cada paciente. Para ello, en España se ha realizado un estudio para evaluar el estado actual de los pacientes con enfermedad de Gaucher a través la Therapeutic Goals MAP (Monitor, Action and Progress) Tool, datos que se han presentado en el marco de la 11th Annual WORLDSymposium

“Esta herramienta, la Therapeutic Goals MAP (Monitor, Acción y el Progreso) Tool basada en los objetivos terapéuticos establecidos para evaluar a estos afectados, ha sido diseñada para facilitar el seguimiento y la progresión de la enfermedad de Gaucher tipo 1 y la respuesta al tratamiento en pacientes individuales de una manera estandarizada”, asegura el doctor Jordi Pérez, del Servicio de Medicina Interna del Hospital Universitario Vall d’Hebron, y uno de los asistentes al encuentro. 

Como pauta para conocer la evolución de los pacientes con enfermedad de Gaucher, los especialistas han marcado siete objetivos terapéuticos en función de los síntomas más comunes: la concentración de hemoglobina, el recuento de plaquetas, el volumen del hígado, el volumen del bazo, el dolor óseo, la densidad mineral ósea y la calidad de vida. En este sentido, los resultados del estudio muestran cómo el 88% de los pacientes que estaban recibiendo tratamiento (el 72% terapia de reemplazo enzimático- imiglucerasa o velaglucerasa alfa- y el 21% terapia de reducción de sustrato - miglustat) han alcanzado alguno de estos objetivos y han mejorado sus niveles en cuanto a los síntomas. Concretamente el 97% de los pacientes lograron niveles de hemoglobina adecuados, el 88% una reducción del volumen del hígado y del bazo un 87%, y un 75% obtuvieron buenos resultados en el recuento de plaquetas. Respecto a la densidad mineral ósea alcanzaron un nivel adecuado el 64% de los pacientes, y por lo que se refiere a la calidad de vida el 63% cumplieron el objetivo terapéutico. Por el contrario, el dolor óseo es el parámetro con el menor nivel de logro de los objetivos terapéuticos, solo lo alcanzaron el 53%, lo que demuestra que un seguimiento deficiente de este síntoma, a pesar de ser uno de los más incapacitantes. 

La investigación se ha llevado a cabo con 108 pacientes con edades comprendidas entre los 5 y los 85 años, procedentes de 28 centros especializados en España en los que se ha utilizado el MAP Tool durante siete meses. Para este control, los especialistas incluyen en un programa informático las características del paciente durante el diagnóstico. Esta información les servirá para comprobar en la siguiente visita su evolución y cómo ha funcionado el tratamiento, de manera que el profesional obtiene una visión global del paciente, su enfermedad y puede ajustar el tratamiento a sus necesidades. 

En resumen, “este estudio epidemiológico muestra un buen control de los parámetros hematológicos y viscerales en pacientes con enfermedad de Gaucher tipo 1. Sin embargo, pone de manifiesto la necesidad de mejorar el diagnóstico y el tratamiento de la afectación ósea relacionada con esta patología. Por ello, son precisos más estudios para una mejor evolución del impacto del tratamiento sobre el hueso”, concluye el doctor Pérez.

 

Según un estudio, el 96% de las mujeres con algún síntoma de enfermedad de Fabry no reciben terapia de sustitución enzimática 

Con respecto a los avances en la enfermedad de Fabry durante el encuentro se han presentado los últimos resultados del estudio Fabry Disease in Untreated Women with enzyme Replacement Therapy: Symptomatology and Clinical Profile sobre la sintomatología y el perfil clínico de las mujeres con enfermedad de Fabry no tratadas con la terapia de reemplazo enzimático, tratamiento específico para esta patología. “El principal objetivo de este trabajo es la evaluación del estado de salud de las mujeres diagnosticadas con esta patología que no reciben la terapia de sustitución enzimática, y que no están incluidos en el registro de pacientes de Fabry”, afirma la doctora Roser Torra, del Servicio de Nefrología de la Fundació Puigvert. 

De esta forma, según el estudio llevado a cabo con 33 pacientes (la enfermedad de Fabry afecta a 1 por cada 117.000 nacidos vivos)1 con una edad media de 45 años, y procedentes de cuatro Comunidades Autónomas de España, al menos 66,7% de las pacientes manifestaron, al menos, un síntoma relacionado con la enfermedad de Fabry. Entre estos síntomas se encuentran: cosquilleo en las manos y en los pies (presente en el 40,9% de los pacientes), palpitaciones, estreñimiento, dolor en las articulaciones, dolor de cabeza, mareos e hipohidrosis (en el 27,3%). Además, presentaron alteraciones en los niveles de hematocrito, hemoglobina e hierro entre el 56 y el 76 % de los pacientes y el 38,5% presentaron hipercolesterolemia. Sin embargo, a pesar de manifestar estos síntomas, y tras la valoración por parte de los especialistas, más del 96% de las mujeres no recibieron terapia de sustitución enzimática, indicada para el control de esta patología, y más del 62% ningún tratamiento sintomático. 

En palabras de la doctora TorraA pesar de que dos tercios de las mujeres sufrían síntomas característicos leves de enfermedad de Fabry no se les ofreció la terapia de reemplazo enzimático ni otro tratamiento sintomático, lo cual puede afectar muy negativamente a los pacientes que presentan ciertos tipo de mutaciones de la enzima causante de la enfermedad”.  

Actualmente, para el control de los síntomas de la enfermedad y mejora de la calidad de vida de estos pacientes existen dos tipos de tratamientos: el tratamiento sintomático (específico para paliar los efectos causados por la enfermedad y evitar las molestias que pueda producir), y el tratamiento de sustitución enzimática (reemplaza la enzima deficitaria responsable del mal funcionamiento de los órganos causando los síntomas y signos de la enfermedad). 

“La aplicación de un tratamiento adecuado y precoz puede prevenir la aparición de daños en distintos órganos, como los riñones, el corazón y el cerebro, potencialmente mortales y mejorar la calidad de vida de los pacientes con enfermedad de Fabry”, concluye la doctora Torra.

 

Sobre la enfermedad de Fabry 

La enfermedad de Fabry es un trastorno hereditario de depósito lisosomal en el que se interfiere la capacidad del organismo de degradar un producto lipídico del metabolismo, la globotriaosilceramida (Gb3), debido a la deficiencia de una enzima (?-galactosidasa A). Afecta tanto a hombres como a mujeres y puede presentarse con signos o síntomas inespecíficos y variables, como dolor intenso o quemazón en extremidades, intolerancia al calor, lesiones cutáneas, trastornos gastrointestinales, pérdida de audición, enfermedad cardiovascular, renal o neurológica. Respecto a la población general, la esperanza de vida de los pacientes con enfermedad de Fabry se puede reducir 20 años en el caso de los hombres y 15 años en las mujeres. La principales causas de muerte son el fallo renal, la miocardiopatía y los episodios isquémicos cerebrovasculares (ictus). Se estima que afecta a entre 8.000 y 10.000 personas en todo el mundo.[i]

 

Sobre la enfermedad de Gaucher 

La enfermedad de Gaucher es la enfermedad genética de almacenamiento lisosómico más común y representa un problema de salud potencialmente grave. Como condición congénita, la enfermedad de Gaucher tiene una duración de por vida. Fue descrita por primera vez en 1882 por el dermatólogo francés, Phillipe Charles Gaucher. En 1965, las investigaciones de Brady[2] demostraron que la EG estaba producida por el déficit de la enzima lisosómica ? -glucocerebrosidasa o ?-glucosidasa ácida (GBA), responsable de la hidrólisis intracelular de la glucosilceramida y otros esfingolípidos afines ocasionando el almacenamiento de grandes cantidades de glucocerebrósido en los lisosomas de los macrófagos (que son el tipo de células predominantemente afectadas en la enfermedad de Gaucher). Estas células rellenas de lípidos se conocen como células de Gaucher y tienen un aspecto característico como “papel fino arrugado” con el núcleo desplazado hacia un lado. La infiltración de las células de Gaucher explica la naturaleza multisistémica de la enfermedad, afectando entre otros a bazo, hígado, médula ósea, esqueleto, pulmón y sistema nervioso central. 

Esta enfermedad se transmite de manera autosómica recesiva, definida por la presencia de dos alelos mutantes en el gen de la GBA, ubicado en la región q21 del cromosoma 1. Hasta la fecha, se han identificado más de 200 alelos mutantes, los cuales disminuyen parcial o totalmente la actividad de la enzima y a menudo reducen su estabilidad y vida media[3],[4]. 

Las manifestaciones de la enfermedad de Gaucher son muy variables y se han descrito tres subtipos clínicos, en base a la edad de aparición y a la gravedad de la misma[5]:

Tipo I, La más frecuente, es una enfermedad de larga duración (crónica) que afecta a varios órganos (fundamentalmente hígado, bazo y huesos). No hay afectación del sistema nervioso. La edad de inicio y la intensidad de los síntomas son muy variables: algunos pacientes tienen manifestaciones desde la infancia, mientras que otros no tienen ningún síntoma hasta edad avanzada o incluso durante toda su vida. 

Tipo II o Neuropática aguda. Se trata de un tipo muy raro y el más grave. El inicio de los síntomas tiene lugar durante el primer año de vida, incluso antes del nacimiento (forma fetal) y los pacientes rara vez sobreviven más de dos años de edad. 

Tipo III o Neuropática subaguda. También es rara. Se caracteriza por la degeneración neurológica progresiva y afectación del hígado, bazo y huesos (más raramente pulmón). El inicio de los síntomas se da en la infancia y la adolescencia. 

Para más información: www.enfermedadesraras-shire.com.

 

www.enfermedadesraras-shire.com

 

Plataforma online dirigida a pacientes y familiares afectados por una enfermedad rara como Fabry, Gaucher, Síndrome de Hunter o Angioedema Hereditario. Esta página web nace con el objetivo de dar visibilidad a las enfermedades raras y concienciar a la sociedad sobre la existencia de estas patologías. Asimismo, pretende convertirse en un punto de encuentro dónde pacientes y familiares, profesionales médicos especializados en estas patologías y, en general, cualquiera que desee profundizar en el conocimiento de estas patologías, encontrarán información actualizada y de referencia, noticias y las últimas novedades de cada una de estas enfermedades, así como otros materiales de ayuda, artículos científicos y contenidos multimedia. 

Subir  

Subir notas de prensa y convocatorias

Próximas convocatorias   


Ver todas

Especialidades  

Busca notas de prensa por especialidad médica o enfermedad.



Ver todas

Archivo  

Busca notas de prensa por su fecha de edición.

  Selecciona el año


Copyright © 2017, Farmavet, S.L. Todos los derechos reservados.